Mejores Piedras para el Embarazo

Hola y bienvenidxs un lunes más a Artencasa en otro vídeo del Poder de las Piedras. En la nueva colección de “una ayudita para” hay varias pulseras y collares especiales para el embarazo.

Estas pulseras y collares están hechos con piedras energéticas naturales para ayudar a quedarte embarazada, durante el embarazo, en el parto y la lactancia.

Hoy te quiero hablar de las mejores piedras para el embarazo. En las pulseras y collares puedes combinar cualquiera de las piedras que te voy a nombrar a continuación y así crear tu pulsera o collar ideal.

Empezaremos por el cuarzo rosa. Es una de las piedras más energéticas que existen. Es una piedra sanadora de las malas energías tanto internas como externas. Transmite amor, tranquilidad, equilibrio y calma. Se le conoce como la piedra de la maternidad ya que favorece la unión entre la futura mamá y su bebé. Es una piedra reconfortante ideal para llevarla en el momento del parto. Fomenta el amor incondicional al bebé y a nosotras mismas.

La piedra luna como ya he dicho en otras ocasiones, es la piedra de la mujer y la feminidad, así que ¿cómo no iba a estar presente entre las mejores piedras para el embarazo? Es una de las piedras con más fuerza para mejorar la fertilidad, ya que ayuda a regular los ciclos menstruales. Y es ideal para llevarla durante el embarazo, ya que se la conoce por equilibrar las emociones y los cambios de humor. Ayuda a quién la lleva a calmar las reacciones excesivas en los ciclos de cambios. Alivia la inestabilidad emocional y el estrés. Es una de las piedras que más ayudan a las mujeres en todas sus facetas. Es conocida como «la piedra de los nuevos comienzos». Está fuertemente vinculada a la Luna y a la intuición. Te ayudará energéticamente en el momento del parto y la lactancia.

La amazonita es una piedra con varios tonos, en el que destaca sobre todo el color azul. Ayuda a quién la lleva disolver las energías negativas y los enfados, calmar la preocupación y el miedo. Tiene la capacidad de absorber las radiaciones microondas y las emanaciones de los móviles. Es una piedra muy recomendada para las embarazadas y los bebés gracias a su gran poder calmante. Ayuda a llevar un embarazo más tranquilo. Potencia la comunicación amorosa y la intuición.

La Ágata Verde y ágata musgosa ayudan a equilibrar las emociones y el cuerpo físico. Potencian la fertilidad y ayudan a prevenir los abortos y la incomodidad durante el embarazo. Se dice que tienen la capacidad de reducir el dolor durante el parto.

La amatista es una piedra protectora tanto para la madre como para el bebé. Favorece la relajación y el bienestar, dos estados ideales durante el embarazo. Ayuda a regularnos hormonalmente. Ayuda en los cambios corporales que tienen lugar durante el embarazo, el parto y la lactancia. Se la conoce por ser una piedra con capacidades extraordinarias para ayudarnos a encontrar una estabilidad emocional reforzando nuestra parte más femenina y haciéndonos sentir completas. Alivia la ansiedad reafirmando los límites y la objetividad.

El Jade Verde es una piedra muy relacionada con los sentimientos y las emociones. Ayuda a quién la lleva a conseguir estabilidad emocional y tranquilidad. Se le conoce por potenciar la buena salud durante el embarazo, ya que regula el pulso cardiaco, contribuye al buen funcionamiento del corazón, combate la ansiedad y favorece los buenos sueños. Es una piedra muy aconsejable si te quieres quedar embarazada, ya que una de sus muchas capacidades es regular los ciclos menstruales para favorecer el embarazo.

La Fluorita es una piedra que ayuda a quién la lleva a expulsar las energías negativas y las tensiones, dos cosas que no queremos en nuestro cuerpo nunca pero sobre todo durante el embarazo. Es una piedra que nos protege de las malas influencias externas. Tiene la capacidad de limpiar, purificar y reorganizar todo lo que no esté en un perfecto orden dentro de nuestro cuerpo. También nos protege de las radiaciones electromagnéticas. Es un potente estabilizador hormonal.

La Turquesa es una piedra sanadora que ayuda a quién la lleva a potenciar el bienestar, la alegría, la protección, el equilibrio y la purificación. A nivel físico, purifica la sangre, fortalece el sistema inmunitario y regenera los tejidos. Es una piedra que nos fortalece y nos aporta calma interior.

El Peridoto ayuda en la transición a la maternidad. Tiene la capacidad de disolver las cargas, culpabilidades y obsesiones y a potenciar la confianza, la asertividad y el crecimiento personal. Es una piedra protectora con un poderoso efecto limpiador.

El Citrino potencia la autoestima y la autoconfianza. Tiene la capacidad de equilibrar los sentimientos, fomentar la alegría vital, liberar negatividades y miedos a niveles profundos. Es una potente piedra limpiadora y regeneradora. Es ideal para reequilibrar los niveles hormonales y fomentar las ganas de cuidarse a una misma y al bebé.

La piedra lapislázuli aumenta la confianza en una misma. Ayuda a quién la lleva a liberar rápidamente el estrés, atrayendo paz profunda y amor. Con sólo tocar el cuerpo mejora la condición física, espiritual, psíquica y emocional. Es una gran piedra protectora. Ayuda a amplificar el pensamiento aportando claridad y objetividad. Mejora la creatividad. Proporciona una energía reafirmante.

La Piedra del Sol ayuda a quién la lleva a aumentar el buen humor y la intuición y a disminuir la tendencia a la procrastinación. Aporta luz y energía. Mejora la autoestima. Canalizando el calor y la energía positiva del sol, esta piedra nos ayuda a ver la belleza y la alegría en la vida, sin importar los obstáculos y desafíos que se nos presenten.

La Cornalina es una de las piedras de la fertilidad más populares, aumenta la fertilidad de la pareja y promueve la sexualidad. Estimula el buen funcionamiento de los ovarios, el útero, la vagina, el cervix, las trompas de falopio, la próstata y los testículos. Equilibra las hormonas y reduce los calambres. Reduce las emociones negativas y las posibilidades de aborto. Ayuda a quién la lleva a estabilizar la alta energía. Infunde coraje, disipa la apatía. Es una piedra protectora de la envidia, rabia y resentimientos que alguien pueda tener sobre ti.

La Labradorita estimula la intuición, fortalece la autoconfianza y disipa los miedos y las inseguridades. Es una piedra altamente mística y protectora, ya que crea una barrera ante las energías negativas. Calma la mente hiperactiva y energiza la imaginación. Despeja las preocupaciones y los temores que interrumpen el sueño.

La Aventurina Verde es una piedra muy protectora durante el embarazo. Te ayuda a fortalecer la conexión de tu cuerpo con la Madre Tierra. Reduce el aborto involuntario. Estabiliza las emociones y aumenta la alegría. Equilibra la mente y el cuerpo. Aporta paz y tranquilidad. Su nombre proviene del italiano «ventura», que significa suerte. Es una piedra muy recomendada si te quieres quedar embarazada, ya que relaja tu cuerpo cuando estás tratando de concebir, reduciendo el estrés. Lo mismo pasa durante el embarazo y los primeros días de maternidad.

La Aguamarina es una piedra muy protectora durante el embarazo. Es muy recomendable para reducir los abortos involuntarios, sobre todo si has padecido alguno en el pasado. Infunde coraje, reduce el estrés y relaja la mente. Es muy recomendable para las personas sensibles, ya que tiene el poder de invocar la tolerancia de los demás. Ayuda a aliviar los miedos y a agudizar la intuición.

Espero que te haya parecido interesante 😉 Recuerda que puedes encontrar todos los collares y pulseras en mi tienda artencasa.etsy.com

Un abrazo y nos vemos el lunes que viene con un nuevo Post del Poder de las Piedras.

Feliz semana!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *